FPadistancia.org
Áreas Formativas
Secciones
Inicio » Noticias » La Formación Profesional se dispara con la crisis económica
RSS RSS

La Formación Profesional se dispara con la crisis económica

Existen centros y estudios de FP, donde el 80% de los alumnos encuentra trabajo nada mas acabar. ¿Cuáles son las motivaciones de los alumnos? En este artículo analizaremos los factores que influyen en la elección de unos estudios de Formación Profesional.

Debido a las dificultades para encontrar trabajo, muchos estudiantes han optado por la FP este curso. Coincidiendo hoy con el inicio de las clases del curso 2010-2011, son muchos los medios de comunicación que destacan este hecho.

Los alumnos que han optado por la Formación Profesional se pueden clasificar según sus motivaciones. Por un lado tenemos a los alumnos “típicos” de FP, estos son los que habrían elegido estudiar un ciclo de FP aunque la situación económica hubiera sido otra. Su motivación principal es la vocación que sienten hacia la profesión a la que aspiran.

En segundo lugar, hay un gran grupo formado por trabajadores en paro, que han decidido volver a estudiar. Siendo sus perspectivas de encontrar trabajo, sin una titulación adecuada, bastante bajas, han optado de manera muy inteligente por formarse. Destacan las profesiones tecnológicas, que son las que más opciones han dado en el pasado a los jóvenes, a trabajar sin un título.

También destacan en este grupo ex-trabajadores de la construcción que, viendo la situación y la profunda crisis en que está sumido este sector, y la casi nula probabilidad de que se produzca una nueva burbuja inmobiliaria y que resurja el boom del ladrillo, han optado por un cambio de profesión y volver a empezar con nuevos estudios y nuevas posibilidades.

En tercer lugar, otro gran grupo de estudiantes que, debido a presiones familiares o a su propia decisión, han elegido la Formación Profesional frente al Bachillerato y la Universidad. ¿Porqué evitar la Universidad? La FP proporciona una vía mucho más rápida y directa al mundo laboral y a unos ingresos. Por contra, la vía universitaria requiere primero el estudio del Bachillerato, luego la superación de pruebas de acceso a la universidad, finalmente la parte más dura, cursar unos estudios de Grado. En efecto, al haber desaparecido las carreras cortas, con titulaciones como las diplomaturas y las ingenierías técnicas, la universidad ya no ofrece una “vía rápida” para el acceso al mundo laboral como hacía hasta ahora. —Equipo de redacción

07 de Septiembre de 2010