FPadistancia.org
Áreas Formativas
Secciones
Inicio » Noticias » Ampliando la perspectiva del empleo en España
RSS RSS

Ampliando la perspectiva del empleo en España

A menudo, los medios de comunicación ofrecen datos con los que es fácil caer en trampas estadísticas. Tal es el caso de la tasa de empleo de España, que puesta en una perspectiva ampliada, ofrece un aspecto poco alentador.

Hace ya algunos años, cuando la crisis económica no había hecho más que empezar, el economista y escritor Leopoldo Abadía dijo en un debate que, muy probablemente, esta crisis no tendría forma de V ni de W, tal como se discutía el el debate, sino de L. Con eso quiso decir que existía la posibilidad de que España no se recuperara de la crisis, sino que la crisis fuera un ajuste a la situación de una excesiva euforia económica en los años precedentes.

Al observar gráficas en las que se muestran fuertes descensos, tenemos la tendencia natural a pensar que tras el descenso vendrá una fuerte subida. Ésto es lo que se conoce como efecto rebote, un término muy usado en los mercados financieros. Sin embargo, ampliando la perspectiva de los datos, a menudo se puede descubrir el engaño, esto es, que la situación pueda ser justo la inversa de la que imaginábamos: en lugar de esperar un rebote tras el descenso, observamos que el descenso es la caída tras una fuerte escalada.

Es lo que vamos a mostrar en la siguiente gráfica, en la que se ha ampliado el rango de fechas al que nos han acostumbrado los medios de comunicación, y que se limitan al periodo de la crisis de 2007 a 2013. Si ampliamos el intervalo temporal y nos remontamos a datos de 1992, veremos que en España ya había tasas de empleo realmente muy bajas antes del boom de los años 2000. Tras 2007 el empleo en España no ha hecho más que descender, empujado a la baja por la construcción y la industria manufacturera, que han aportado un -6.26% y un -3.77% respectivamente, al total del empleo entre 2007 y 2011.

Evolución tasa de empleo en España 1992-2012

El gráfico muestra la evolución de la tasa de empleo en España, esto es, el % de personas que trabajan respecto del total, en el intervalo de edades de 20 a 64 años. El rango del gráfico abarca el período de 1992 hasta 2012.

Por el momento, la hipótesis que defendió Abadía no ha hecho más que confirmarse, especialmente en el mercado laboral español. El fuerte nivel de desempleo no se recupera tras la caída, no aparece el esperado rebote tras el descenso de 2007 y, ni de lejos se atisba aun el momento en el que la economía española pueda empezar a crear empleo neto real, sin caer en la trampa del empleo estacional, que los políticos usan para anunciar una recuperación que nadie se cree.

Más bien al contrario, se observa una situación en la que el empleo puede seguir libremente su descenso, pues la situación del empleo en 2012 (tasa del 59,3%) y 2013 es equivalente a la de 1999, con una tasa del 58,3%. Quedando el soporte por debajo y dando un margen al mercado laboral, para descensos aun mayores, una situación similar a la que se encuentra en los años 1990, con tasas que rondaban el 50%, como el 50,8% de 1994, el mínimo de la serie analizada.

En un escenario tan desalentador como éste, se espera que el mercado laboral existente sea extremadamente competitivo, ya que la empresa dispone de una larga cola de personas deseando trabajar.

Estos hechos implican:

Serie de datos:

AñoTasa de empleo en España
199253,6%
199351,3%
199450,8%
199551,7%
199652,7%
199754,2%
199855,9%
199958,3%
200060,7%
200162,1%
200262,7%
200364,0%
200465,2%
200567,2%
200668,7%
200769,5%
200868,3%
200963,7%
201062,5%
201161,6%
201259,3%

Fuente de datos: Eurostat.

Descripción de los datos: La tasa de empleo se ha calculado dividiendo el número de personas en el rango de edad de 20 a 64 años, entre el total de la población del mismo rango de edad. El indicador está basado en el EULFS (EU Labour Force Survey), esta encuesta cubre toda la población excluyendo a quienes viven en residencias o están hospitalizados.

—Equipo de redacción

25 de Noviembre de 2013